Sensaciones en cada rincón de tu casa, de madera, naturalmente

Firenze-fachada

Todas nuestras casas de madera están construidas con un sistema de encastramiento de las vigas, de madera laminar con un sistema de control de movimiento.

Se dividen en tres grupos, según la superficie y el espesor de pared:

  • 60 mm
  • 80 mm
  • 100 mm

Posibilidades de fabricación: estándar, estándar con modificaciones o según proyecto personalizado.

Proyectos de casas de madera a medida

Una casa de madera tiene un mantenimiento interior prácticamente inexistente.

En su caso este mantenimiento se limita a los suelos y no es superior al que puede tener un parquet en una casa tradicional. Pintar el interior de una casa de obra tradicional es necesario, costoso y engorroso así mismo es necesario hacerlo cada cierto tiempo, lo que en una casa de madera no es necesario.

El comportamiento de las tarimas, como el del resto de la madera de la casa en general, está básicamente afectado por los cambios de humedad ambiental y de temperatura.

Absolutamente todas las tarimas tienen variaciones de volumen y tamaño; mantener la humedad ambiental entre 40 y 60 % así como la temperatura entre 18 y 24º es la mejor garantía para evitar las variaciones en la misma, si no es así, se producirán ranuras entre las tarimas que, si bien no tienen ninguna repercusión técnica o de duración, sí afectan a su estética.